17 ene. 2008

ADIOS A LARA

Más de mil personas dan el último adiós a Lara
D.J. SAÑUDO / EL ARENAL
Pese a que el funeral se adelantó unas horas con respecto a la hora inicial prevista, el cementerio de El Arenal se llenó de familiares, amigos y representantes de las instituciones políticas en Castilla y León que acudieron a despedirse de la pequeña Lara, la arenala de seis años que falleció en un accidente el martes en Arenas de San Pedro.
La familia, tras pasar la noche en el tanatorio de Arenas de San Pedro acompañando a la fallecida, en un principio estaba previsto que este acto se realizase en la intimidad de la casa de los abuelos de Lara, en torno a las 11,40 comenzó a desplazarse a El Arenal donde ya les esperaban los vecinos para ofrecerles su hombro como consuelo.
La subida al cementerio y el campo de fútbol, atestados de coches, daban una idea del gran número de personas que se congregaron en este duro trance.
Durante el acto se leyeron poesías por parte de la directora del CRA Camilo José Cela con algunos compañeros y amigos de la familia, aunque el acto más emotivo fue la lectura, por parte de la tutora, Ana Calvo, de un poema haciendo alusión a una mariposa que revoloteaba de un lado a otro, «como Lara», momento en el que pocos asistentes pudieron aguantar las lágrimas.
Una antigua profesora suya también le leyó una carta, concluyendo así las intervenciones en el entierro.
Al acto acudieron numerosos representantes políticos tanto de la Junta de Castilla y León como de Diputación, asi como el subdelegado del Gobierno en Valladolid, amigo de la familia de la víctima, Cecilio Vadillo, el subdelegado del Gobierno en Ávila, César Martín Montero; el delegado territorial de la Junta, Francisco José Sánchez, y el director provincial de Educación, José Luis Rivas, así como otros representantes institucionales de El Hornillo, Guisando y Arenas de San Pedro. «Hoy no es día de colores políticos, afirmó Troitiño, quien agradeció su presencia y su apoyo a la familia.
El secretario regional de UGT, Agustín Prieto, manifestó ayer durante la presentación de la campaña de riesgos laborales que «dentro de estas campañas de prevención se pone especial atención en la divulgación y se pide que se impliquen los colegios y el mundo educativo para que vean la realidad laboral y aprendan sobre riesgos laborales».
Troitiño, por su parte, quiso apoyar desde el Ayuntamiento y la Mancomunidad Los Galayos el difícil momento que se vive también en Dulces Arenas, empresa en la que se vivió el accidente, y valoró muy positivamente su disposición a lo largo de todos estos años con los colegios «no solo del Valle del Tiétar, sino de la provincia por ser una empresa líder del sector» y manifestó que «les apoyaremos en lo que necesiten».
Desde la Junta, el consejero se unió al sentimiento de los padres, y ya se confirmó que se ha montado un operativo para que el profesorado y los alumnos tengan un apoyo psicológico desde hoy, fecha en que se reanudan las clases.
No obstante, ayer tras finalizar el entierro, el profesorado se reunió junto con el inspector provincial y tres psicólogos par desarrollar una línea de trabajo para que todo vaya volviendo a la normalidad.

noticia copiada de: Diario de Avila

Me produce tanto respeto y dolor una noticia como la muerte accidental de Lara, que prefiero no añadir ningún comentario al artículo del Diario de Avila.
Esperemos que noticias como estas no se repitan.

No hay comentarios:

Publicar un comentario